El Real Monasterio de Vallbona de las Monjas y San Fernando

SHARE:

Real Monasterio de Vallbona (Lérida). Claustro.

Real Monasterio de Vallbona (Lérida). Claustro.

Real Monasterio de Vallbona (Lérida). Claustro.

EL REAL MONASTERIO DE VALLBONA DE LAS MONJAS (Lérida) Y SAN FERNANDO.

Anecdotario del Santo Rey en Cataluña.

Por el Ilmo. Sr. D. Ramón Baiget y Viale de Montbello.

Gobernador de Aragón, Cataluña y Baleares.

El Monasterio de Santa María de Vallbona (Lérida) es el cenobio cisterciense femenino más importante de Cataluña, citado ya en 1154. Fue monasterio predilecto de la monarquía y nobleza catalana con cuyas donaciones llegó a constituirse en 1380 en una baronía que integraba 10 poblaciones con sus términos, algunas posesiones menores como castillos y cuadras y al menos 5 monasterios filiales. Fue agraciado desde el principio con numerosos privilegios pontificios y de la monarquía.

El fervor y predilección de la casa de Barcelona por el cenobio pasó también a Alfonso X el Sabio, rey de Castilla, casado con Violante, hija de Jaime I el Conquistador, Rey de Aragón y Conde de Barcelona y tía de Santa Isabel, Reina de Portugal (nacida princesa de Aragón).

El Rey Alfonso X de Castilla, a la muerte de su suegra, la reina Violante de Aragón, nacida princesa de Hungría (hija del Rey Andrés II de Hungría y de Viloante de Courtenay, princesa de Constantinopla ), hizo una concesión anual de mil maravedíes para, quinientos para la continuación de la obra de la casa y quinientos para ropajes de la monjas. Esta donación hecha en Villena el 17 de Junio de 1254 respondía al interés que el rey castellano tenía en que las monjas rogasen por el alma de su padre el rey Don Fernando III, por su suegra (enterrada provisionalmente en el cenobio) y por él mismo.

Años más tarde, Alfonso X, juntamente con su suegro Jaime I, presenciaba el traslado y la inhumación definitiva de la reina Violante y de su hija doña Sancha, en una ceremonia solemne el 23 de Octubre de 1275 en la cual se dio trasladodel sarcófago a la pared derecha del ábside de la nave principal del templo.

La Reina Doña Violante de Castilla, que también asistió al sepelio de su madre, decidió seis días más tarde, por testamento otorgado en Lérida, ser sepultada en Vallbona, atendiendo a “la devoción que sus padres, su marido y ella misma tenían por el cister , concretamente por Vallbona y atendiendo al afecto a su madre y a la inspiración celestial que la animaba a tomar la decisión” Lérida 29 de Octubre de 1275. Sin embargo, las circunstancias no permitieron cumplir la voluntad de la reina de Castilla-León, enterrada en Roncesvalles (Navarra) a su muerte acaecida allí en 1300 tras su regreso de Roma donde había ido a ganar el Jubileo, así 700 años exactos anteriores a este año Jubilar de 2000, donde algunos de los caballeros y damas de San Fernando hemos acudido en peregrinación a Roma para ganar, al igual que doña Violante ganara, el Jubileo.